Body Positive / Body Neutrality

Durante los últimos años, han surgido movimientos en respuesta a problemáticas como la discriminación corporal, la exigencia social por los cánones estéticos y hegemónicos, y las enfermedades mentales y dismorfias corporales. Entre ellos está el movimiento Body Positive y el movimiento que surge a propósito del mismo Body Neutrality, acá un breve resumen.

 

El movimiento Body Positive tiene sus raíces en el movimiento de aceptación de las personas gordas (la National Association to Advance Fat Acceptance) pero posteriormente se masificó entendiendo que la discriminación/opresión de corporalidades no solo recae en términos de su estado/contextura física si no que también pasa por discriminación hacia raza, clase, género y discapacidad de las personas.

 

Posterior a su instalación, a nivel social y sobre todo con su masificación en redes sociales, se instaló la idea de que una de las líneas obligatorias del body positive (del cual su función era principalmente terminar con la discriminación y opresión a las corporalidades) era la de amarse uno a si mismo a pesar de todas las cosas.

 

Esto si bien tuvo una buena bienvenida en una gran cantidad de comunidades, comenzó a resultar en un discurso agobiante y simplista que poco ayudaba en términos práctico a quienes lidiaban con la discriminación. Incluso, instalaba la máxima de que es unx mismx quien debe solucionar su problema con la sociedad a través del manejo de su autoestima, quitándole la responsabilidad de ciertas estructuras opresivas que se mantienen hasta el día de hoy.

 

Por otro lado, al apuntar al concepto del amor, se complica el panorama en tanto no hay una forma de entender lo que significa amar, convirtiéndose en un ejemplo vago de mecanismos para la autoaceptación y la lucha contra la discriminación.

 

A pesar de que esto tuvo que ver más con la masificación del movimiento y su – a veces – instrumentalización para el marketing, fue un gran aporte en tanto puso y evidenció discriminaciones capacitistas, racistas, machistas y gordofóbicas que se mantenían en el cotidiano invisibles.

 

Más adelante, surge, como respuesta a esta noción de que el body positive era un movimiento para “amarse a uno mismo” la noción de Body Neutrality, el cual plantea que el foco no debe ser ni amar ni odiar, si no aceptar radicalmente nuestra realidad corporal, entendiendo que existen días buenos y malos y que las relaciones con unx mismx son más complejas de lo que creemos. Apunta a una visión “neutral” en la que nuestro cuerpo es un medio para poder existir sin quitarle la responsabilidad de opresión a estructuras discriminatorias, pero no poniendo la presión en uno de tener que solventar todo desde el enamoramiento personal.

 

¿Cómo te has sentido en relación a ambos movimientos?

Por: Josefina Cerda (@josafana)

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on skype
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Escuela Natalia Dufuur
Escuela Natalia Dufuur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
    0
    Tu pedido
    Tu carro está vacíoRegresar a Cursos