Qué difícil se hace “ser uno mismo” cuando no estás en un lugar que te hace sentir bienvenida y cómoda. Que complejo el desarrollo y desplante de nuestra interioridad si no hay un espacio seguro para ello.

 

Cuando hablamos de ser un espacio seguro, nos referimos a apuntalar una comunidad en la que puedas crecer y expresarse libremente, en la cual estaremos siendo mediadores y moderadores ante cualquier circunstancia para que la experiencia sea sobre todo placentera y enriquecedora.

 

Al sentirse seguro uno suelta, ese soltar no es solo corporal sobre tensiones físicas, si no que también emocional. Permitiendo que a través del baile y del contacto con nuestra comunidad puedas purgar y procesar ciertas emociones que no te permites reconocer y sentir en otros contextos más hostiles.

 

Por eso para nosotras es tan importante siempre tener vuestro feedback para que podamos saber si hemos sido capaces de generar las condiciones para su felicidad y relajo, no solo por una buena experiencia a nivel de cliente, si no que porque se nos hace primordial que la experiencia artística sea mucho más que meramente estética; que sea un proceso que les ayude con aquello que en su intimidad y vida quieran trabajar.

 

¿Te animas a unirte a esta comunidad? ¡Este espacio lo hacemos entre todxs!

 

Por: Josefina Cerda (@josafana)

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on skype
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Escuela Natalia Dufuur
Escuela Natalia Dufuur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
    0
    Tu pedido
    Tu carro está vacíoRegresar a Cursos